Derechos de Autor de este Blogger

12 de mayo de 2012

PROGRESAMOS PERO SE NECESITA UN CAMBIO



“Si usted tiene una manzana y yo tengo una manzana y las intercambiamos, entonces ambos seguimos teniendo una manzana. En cambio, si usted tiene una idea y yo tengo una idea y las intercambiamos, entonces ambos tendremos dos ideas.”

Empiezo con una frase de Bernard Shaw porque ilustra mi pretensión  de ofrecer algunas reflexiones sobre la actual situación de la Enseñanza en Peluquería y Estética en España, con el fin de compartirlas con vosotros, lectores de mi blog, y recibir también de vosotros los juicios y la crítica de mis argumentos.

Los tiempos que vivimos son de recortes y austeridad para toda la enseñanza, pero son también un momento para la reflexión que debe ser realizada desde la prudencia y el convencimiento de que en este, como en otros temas, nadie posee la verdad absoluta.

Tenemos una enseñanza imperfecta, sin embargo es manifiestamente mejorable. No deberíamos insistir mas en que cualquier tiempo pasado fue peor y justificar nuestras insuficiencias con el argumento de que atender al reto de la cantidad, ralentizo nuestro viaje hacia la calidad y la excelencia.



Considero, ante todo que para funcionar bien, el Sistema de Enseñanza en Peluquería y Estética, debe respetar tres condiciones: la apuesta por la CALIDAD, la creación de mecanismos para que exista COMPETENCIA, y que el Sistema sea EFICIENTE sin renunciar a la equidad. Y creo, siempre con excepciones, que no hemos alcanzado los niveles de CALIDAD exigibles, que la COMPETENCIA brilla por su ausencia y que una pretendida equidad, que finalmente no suele lograrse, sacrifica el funcionamiento EFICIENTE.

Mas que los números preocupa que las diferentes Alma Mater sean tan clónicas, tengan tan bajo nivel de especialización y posean una estructura de estudios tan semejante. Eso produce un exceso de oferta. Me parece que hay que promover acuerdos entre Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética para optimizar la oferta, sin que nos asuste un proceso final de fusión, sea fría o caliente. Quizás algunos alumnos no podrán estudiar los dos años, a la puerta de su casa, pero podrían hacer cursos anuales allí donde se concentraran los mejores recursos mediante becas de movilidad. Así incluso tendríamos la posibilidad de tener alumnos extranjeros y los nuestros podrían ir a Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética Europeas, claro que aquí entraría también que la lengua INGLESA fuese impartida en los Centros de Enseñanza en Peluquería y Estética como OBLIGATORIA dentro de los módulos.
Afegeix la llegenda

 Por otro lado, las empresas tienen que decir que profesionales NECESITAN, pero deben ofrecer ayuda para formarlos y para hacer avanzar la profesión en la dirección que el futuro empresario necesitará. Los alumn@s de Enseñanza en Peluquería y Estética no solo deben USARSE, deben PROFESIONALIZARSE. En muchas Peluquerías y Salones de Estética cuando se les acerca un estudiante para trabajar viernes y sábados, se les paga mal, y solo se les quiere para barrer, lavar, poner colores y como mucho secar si ven que son hábiles, pero no se les enseña, eso hace que muchos de ell@s cuelguen la Enseñanza y decidan cambiar su profesión, literalmente, se queman. Y debemos evitar que futuros creadores no lleguen a serlo.

El profesorado es la COLUMNA VERTEBRAL de la Enseñanza en Peluquería y Estética, pero en este mundo como en cualquier otro encontramos profesionales excelentes, malos y regulares. Mejorar la CALIDAD académica es un proceso NECESARIO, pero lento que exigirá al menos tres condiciones: sistemas que permitan, en todos los casos, la selección de los mejores, titulados o no, puesto que en muchas ocasiones no es mejor profesor aquel que tiene titulación, sino aquel que tiene paciencia y le gusta dar, enseñar lo que sabe sin guardarse nada para si mismo, reducir los excesivos niveles de endogamia y supeditar al rendimiento la PERMANENCIA en el puesto docente.

La competitividad de las Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética, su eficacia y su eficiencia tiene otras batallas pendientes. Tenemos un Sistema en el que lo Público y lo Privado no han encontrado ni el lenguaje para entenderse, ni el contexto para complementarse. El sector Público financia a sus Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética y las Privadas han de costarse con sus propios recursos.

Por último, es preocupante las diferencias entre las Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética de las distintas comunidades autónomas, algunas de ellas ni siquiera tienen horario fijo anual, no colocan su calendario escolar al principio de año. Y esto no está vigilado por ningún Sistema, pues cada centro escolar es libre de hacer y deshacer.

En España varias Escuelas de Enseñanza en Peluquería y Estética imparten los Cursos con Titulación de La Fundación O.M.A.T. NIVEL III/II DE PELUQUERÍA Y/O ESTÉTICA DEL REINO UNIDO, titulación que permite trabajar en toda Europa, por su parte O.M.A.T en los últimos meses está intentando intercambios con alumn@s de Inglaterra y España, pero si no obliga a su alumnado a estudiar la lengua inglesa, ¿Cómo se entiende este intercambio? Igualmente propone trabajo en Cruceros, y en ellos es necesario el Ingles…vuelvo a hacerme la misma pregunta… Sin embargo, la Cualificación Profesional de Nivel III/II, esta encuadrada dentro de los NVQ (National Vocational Qualification) y dependiente del QCA (Qualification Curriculum Authority) encargado de sancionar las anteriores cualificaciones de acuerdo con Habia (The Hair And Beauty Industry Authority), que asume las competencias y responsabilidades del desarrollo de la Industria de la Peluquería y la Belleza.

Esta Cualificación Profesional de Nivel III/II de Peluquería y/o Estética es una cualificación de carácter oficial, tal y como se recoge en las diversas directivas comunitarias que le son de aplicación. No se trata de una titulación académica, lo cual significa que la misma no tiene correspondencia reconocida por el Ministerio de Educación Español, y por tanto, no es válida como base para continuar estudios superiores reglados.

Hace falta una Enseñanza y Profesión regulada, damos mucho a las personas que se acercan a nuestros salones en busca de belleza, conversaciones, secretos, cambios, moda, risas, paz, tranquilidad, productos, servicios, psicología, consejos, las personas mueven el mundo y nosotros movemos a las personas, con nuestra profesionalidad, ideas, creaciones, colores, cortes, peinados, recogidos, actualidad, tendencias, les damos lo que no les puede dar quien no es Peluquer@ o Esteticiene…¿o alguien lo duda?

Unirnos nos dará más fuerza para ese reconocimiento que es necesario en cualquier profesión, tenemos que conseguir una PROFESIÓN REGULADA, pero como dije al principio, todo empezara con unos pequeños cambios en las Escuelas de Peluquería y Estética.

Esther Martí

Formadora y Coaching en Salones y Escuelas de Peluquería y Estética

12/05/2012